1.      El cultivo del almendro

1.1.   Mayor recorrido

El cultivo del almendro en España presenta un gran recorrido hasta poder situarse en sistemas de producción como el modelo estadounidense donde se produce el 80% de la Almendra a nivel mundial.

Tabla 1. Modelo de producción

Modelo de producción

Superficie (ha)

Producción (Kg de pepita/ ha)

Estados Unidos

352.084

2.409

España

431.148

114

 

1.2.   Nuevas variedades

Ventajas nuevas variedades de Almendro

  • Floración tardía (Reducción del riesgo de heladas)
  • Autofertilidad (Disminución de la problemática de la polinización)
  • Alta capacidad productiva
  • Calidad de fruto
  • Facilidad de formación y poda
  • Vigor equilibrado
  • Tolerancia a condiciones adversas (enfermedades, sequía..)

Fig. 1. Fecha de floración de las principales variedades

De las variedades que nos planteamos destaca Lauranne con una floración más tardía que Guara y Soleta respectivamente. Es de vital importancia tener en cuenta este factor a la hora de realizar plantaciones en zonas con riesgo de heladas.

Tabla 2. Resistencia a enfermedades

Enfermedad

Resistencia de la variedad

Mancha ocre

Guara > Soleta > Lauranne > Belona

Chancro o fusicoccum

Lauranne > Guara > Belona > Soleta

Moniliosis

Guara > Soleta > Belona  > Lauranne

Cribado

Guara > Lauranne > Belona > Soleta

 

Fig. 2. Clasificación de las diferentes variedades de almendro en función del vigor.

Tanto la variedad Guara como Lauranne presentan un porte y vigor más reducido por lo que se consideran más aptas para modelos de alta densidad. Soleta presenta un vigor medio.

Fig. 3. Fecha de maduración

Las diferencias en cuanto a fechas de maduración permiten el escalonamiento de las producciones.

Tabla 3. Características del fruto: peso del grano, rendimiento al descascarado y almendras dobles.

El potencial productivo de la almendra depende en gran medida de la aportación de altas cantidades de agua de riego. Para alcanzar los 2000 kg de pepita/ha son necesarias aportaciones superiores a los 3000 m3/ha en riego deficitario y de 6000 m3/ha en riego total. Con 2000 m3/ año el techo productivo se sitúa en los 1500 kg de pepita/ha.

 Fig. 4. Riego deficitario en el Almendro